La pizza de los 4 millones de dólares

El 22 de mayo se celebra el Bitcoin Pizza Day para conmemorar la primera compra que se pagó con la criptodivisa

5747 Total views
275 Total shares
La pizza de los 4 millones de dólares

Mayo de 2010. Un hombre, sentado en su casa de Florida, EEUU, tenía hambre. Tenía hambre y tenía bitcoins, así que decidió publicar un post en el que pedía pizza a cambio de bitcoins. Bajo el pseudónimo Laszlo, publicó este anuncio en el foro Bitcointalk:

Laszlo: Pago 10,000 bitcoins por un par de pizzas. Algo como 2 familiares para dejar algo para el día siguiente. Me gusta dejar algo de pizza para después. Podéis hacer la pizza vosotros mismos y traerla a mi casa o pedirla para mí para que me la envíen, pero lo que estoy intentando es conseguir buena comida a cambio de bitcoins donde no tenga que pedirla o prepararla yo mismo, algo así como pedir el desayuno o algo en un hotel, ellos te lo traen y tú te pones contento.

Me gustan cosas como cebolla, pimientos, salchichas, champiñones, tomates, peperoni, etc..cosas normales, no pescado extraño o cosas así. También me gustan las típicas pizzas de queso que pueden ser más baratas de hacer o de conseguir.

Si estás interesado, por favor, házmelo saber y podremos llegar a un acuerdo.

Gracias,
Laszlo

 

Y Laszlo consiguió sus pizzas

Las respuestas no tardaron en llegar, aunque abundaban las dudas sobre cómo hacer llegar la comida a casa de Laszlo: que si dónde vivía, que si qué establecimientos aceptaban pagos con tarjeta, que si podría pedirse una pizza desde un país europeo para que fuese entregada en Florida…

Finalmente, el 22 de mayo Laszlo publicaba un post en el que informaba de que ya había conseguido sus pizzas y le daba las gracias a otros usuario del foro, Jercos, al que le había transferido los 10.000 bitcoins por haberle hecho llegar la comida.

 

Un momento histórico para Bitcoin

 La importancia de esta historia radica en el hecho de que esta fuese la primera vez en que se intercambiaban bitcoins por bienes. En aquel momento poca gente conocía las criptomonedas y ningún comercio las aceptaba como método de pago. Así que la única opción para pagar una pizza con bitcoins era hacer una transferencia directa a otra persona que consiguiese la comida.

Esa persona fue Jercos, un joven de 18 años que vivía en Reino Unido. Jercos pidió por teléfono dos pizzas de peperoni al Papa John’s de Jacksonville (Florida) y las pagó con su tarjeta de crédito. El repartidor hizo la entrega en casa de Laszlo y este transfirió la cantidad prometida en bitcoins a Jercos.

Esos 10.000 bitcoins pagados, en mayo de 2010 equivalían a 41 dólares americanos. La criptomoneda había sido lanzada un año antes y su valor cambiario era bajo. Pero en julio de 2010 un artículo en una influyente web sobre proyectos de código abierto disparó el interés por la nueva divisa y en cinco días su valor se multiplicó por diez. Los 10.000 bitcoins que recibió Jercos por comprar una pizza en primavera, en verano se podían cambiar por 800 dólares.

A partir de entonces el valor de Bitcoin respecto al dólar ha continuado ascendiendo de forma regular (pese a algunos vaivenes bruscos) conforme más medios de comunicación lo han dado a conocer al público y más actores del mundo empresarial han entrado en este fascinante mundo. El valor hoy en día de esos 10.000 bitcoins equivale a 4.434.000 dólares. ¡Una pizza realmente cara!   

Los protagonistas de la historia se encontraban entre los primeros interesados por la nueva tecnología y consiguieron muchas monedas porqué el esfuerzo por minarlas era menor o porque el valor cambiario era bajo. Jercos ha realizado alguna entrevista pasados los años en las que, entre otras cosas, se le pregunta si está sentado sobre una montaña de dinero. Algo a lo que él responde que no ve Bitcoin como una forma de especular y hacerse rico, sino como un nuevo método de pagos, así que esos bitcoins que recibió por la famosa pizza fueron rápidamente reinsertados al circuito económico.

Bitcoin Pizza Day: 22 de mayo

Dada la importancia de aquella transacción realizada el 22 de mayo de 2010, cada año grupos de aficionado o interesados en el mundo bitcoin se reúnen ese día para celebrar el hito. La tradición dicta que la reunión sea alrededor de unas pizzas y, a ser posible (y cada día lo es más), que estas puedan pagarse con bitcoins. Así lo hicieron, por ejemplo, el año pasado los miembros del Encuentro Semanal Bitcoin Madrid, cenando en el restaurante Do Eat.

Si te interesa participar en este evento, busca una comunidad de gente apasionada por los bitcoins y todo cuanto lo rodea cerca de ti y pregunta si mañana quedarán para comer unas pizzas.

Rememorar la primera compra realizada con bitcoins es una buena oportunidad para aprender e informarse sobre cómo ha aumentado la aceptación de este método de pago en numerosos comercios y negocios. Un buen ejemplo, tal vez homenaje a la historia de Laszlo, es la web pizzaforcoins, desde la que puedes pagar con criptomoneda por pizzas de las principales cadenas que seguro están presentes en tu ciudad.